Queso del roncal

El Queso del Roncal es una auténtica joya de la gastronomía española. Uno de los mejores quesos duros de la Península Ibérica, con un sabor intenso, una textura firme y una corteza natural. Pero lo que lo hace realmente especial es la historia que hay detrás de su producción. Una historia que comenzó hace más de trescientos años y que se ha transmitido de generación en generación hasta nuestros días.

Historia

El origen del Queso del Roncal se remonta a 1729, cuando la familia de los Marqueses de San Saturnino, dueños de una finca localizada en los Pirineos, decidió comenzar a producir un queso duro con la leche de sus vacas. La producción comenzó siendo muy artesanal, con la leche recogida en los establos de la finca y con un proceso de curación de los quesos que se realizaba en cuevas naturales.

En el año 1875, el marqués de San Saturnino donó el queso a la localidad de Roncal, en la comarca navarra del mismo nombre, y desde entonces el queso se empezó a conocer como Queso del Roncal. Desde entonces, su producción ha seguido siendo muy artesanal y los quesos aún se curan en cuevas naturales.

Lugares de consumo

Aunque el Queso del Roncal se produce en la localidad de Roncal, es conocido en toda España. Se puede encontrar en los principales supermercados del país, así como en los mercados locales. También se puede encontrar en los restaurantes de cocina tradicional española, donde se suele servir como aperitivo, con unas rodajas de pan y una buena copa de vino.

Receta

El Queso del Roncal también se puede utilizar para hacer una deliciosa receta de queso fundido. Para ello necesitas los siguientes ingredientes:

– 400 gramos de Queso del Roncal
– 2 cebollas
– 2 dientes de ajo
– 2 pimientos rojos
– 2 tomates maduros
– Aceite de oliva
– 2 cucharadas de perejil
– 1 cucharada de tomillo

El primer paso es cortar el queso en trozos pequeños. Después, pon los trozos en una sartén con un poco de aceite de oliva y deja que se derritan.

Mientras tanto, pica finamente la cebolla, el ajo, los pimientos y los tomates y añádelos a la sartén. Añade también el perejil y el tomillo y remueve bien. Deja que todo se cocine a fuego medio durante unos diez minutos. Después, sirve el queso fundido en platos individuales y disfruta.

El Queso del Roncal es uno de los mejores quesos duros de España, con un sabor intenso y una textura firme. Su producción es muy artesanal y se remonta a 1729, cuando la familia de los Marqueses de San Saturnino decidió comenzar a producirlo en sus fincas.

Se puede encontrar en los principales supermercados del país, así como en los mercados locales y en los restaurantes de cocina tradicional española. También se puede utilizar para hacer una deliciosa receta de queso fundido. El Queso del Roncal es un auténtico placer para los sentidos y uno de los mejores productos de la gastronomía española.